Nuestro método

El chino es muy diferente de nuestra lengua materna y su lógica no nos es evidente: ¿Por qué cuando estudiamos inglés o francés avanzamos muchísimo simplemente memorizando léxico y estructuras, y sin embargo no es así con el chino?

Consideramos que hay dos razones principales:

- Automáticamente nos convertimos en personas analfabetas, en el mundo chino no sabemos ni leer ni escribir. Si por ejemplo estudiamos inglés nadie tiene que enseñarnos a leer, y solo nos preocupamos de la lengua. Gracias a nuestra larga experiencia sabemos que un alumno progresa cuando controla un mínimo de caracteres, y estos no se aprenden copiándolos indefinidamente, sino aplicando métodos nemotécnicos que explicamos detalladamente con múltiples ejemplos.

- Por otro lado, el inglés o el francés nos son tan próximos que no necesitamos que nos expliquen el por qué de las cosas, nos es fácil establecer paralelismos. Los chinos expresan el mundo de otra manera, en muchas ocasiones de forma “antinatural” para nosotros. Nuestros alumnos aprenden porque les ayudamos a construir puentes entre su lengua materna y el chino.

La información se transmite, pero el conocimiento se construye

Partimos de la idea de que la información se transmite, pero el conocimiento se construye. Es decir, nuestro cerebro no es una simple caja de almacenamiento de información (si fuera así, aprenderíamos chino simplemente mirando vídeos en You Tube): aprendemos almacenando información y procesándola al mismo tiempo. 

En Shu Xiang damos la información y ayudamos al alumno a procesarla, señalamos los vacíos de información (aquellos aspectos lingüísticos que no existen en nuestra lengua) para ayudar a la memoria a indexar las respuestas.

Cultura del esfuerzo

Si se quiere aprender chino no basta con asistir a clase, para progresar hay que dedicar horas de trabajo en casa. Somos exigentes porque sabemos que es la única manera de aprender.

No obstante estamos en contra de los deberes “inútiles” y repetitivos. Los ejercicios reproducen el mundo real y tienen significado, y las clases son amenas y divertidas.

Ver esta publicación en Instagram

. . #shuxiangescuela #aprenderchino #learnchinese #estudiarchino #idiomachino #chinaculture #culturachina

Una publicación compartida de Shu Xiang Escuela de chino (@shuxiang.escuela) el